sábado, 12 de agosto de 2006

ADIOS!!


Melissa Andrea y Luis Manuel con Ramón


Este es Ramón

Sólo un Adios... pero antes...

Dejo a las pocas personas que han engalanado con sus palabras mi blog, las fotos de mi Ramón, quien cada día se pone más y más hermoso. Ahora ya no quiere dormir en el suelo, sino en una silla... Ahora ya no quiere sentarse en la silla de color beige, sino en la silla verde... ¿luego no ven ellos en blanco y negro? Ahora, aquel perro que un día deambuló por las calles comiendo toda clase de desperdicios, no quiere sino concentrado del bueno, no del barato...

Ramón... Ramón... Monche... al escuchar uno u otro nombre, bien sabe que es a él a quien llaman... Ramón, el de la cola hermosa, el de los ojos caidos, el de las orejas de las mil posiciones, el que corre como si fuese un Pomeranian...

Ramón, el que es feliz cuando alguien de la familia llega... el que corre a morder a las personas que se encuentran sucias, o mal vestidas; o a personas que andan por la calle recogiendo basura, o pidiendo limosnas, lo cual nos pone a pensar, que tal vez, nuestro Ramón, otrora, fue maltratado por alguien, que el atisba en cada uno de ellos.

Nuestro Ramón... quien se deja lamer los ojitos por Paquita, la perrita French poodle de la casa. El que ya no resiste el calor y patas arriba exhibe su panza, cuando se monta en su silla predilecta a recibir el aire del abanico. ¿Qué más ha aprendido Ramón? incontable ha sido su aprendizaje... y diría yo incontable, pues cada día sorprende a todos con su inteligencia para adaptarse al lugar que le dio un hogar... que hoy en día es su hogar.

Que Dios los bendiga siempre... tal vez vuelva algún día